martes, agosto 05, 2014

212. Los niños que leen a Harry Potter muestan menos prejuicios hacia minorías

Un estudio publicado en el Journal of Applied Social Psuchology asegura que los niños que leen la saga escrita por J.K. Rowling tienen menos prejuicio hacia grupos minoritarios. 

Un estudio publicado en el Journal of Applied Social Psychology asegura que leer la saga escrita por J.K. Rowling ayuda a que los jóvenes tengan menos prejuicio hacia los grupos minoritarios.
“Hemos realizado tres estudios que arrojan que leer la saga de Harry Potter mejora las actitudes hacia grupos minoritarios (inmigrantes, homosexuales y refugiados). Los resultados tras analizar a escolares en primaria, secundaria y universidad apoyan nuestra hipótesis”, asegura

En dos estudios diferentes, los jóvenes italianos tomaron nota de las actitudes positivas de comportamiento hacia los grupos fantásticos estigmatizados (como los ‘sangre sucia’) y al parecer el mundo fantástico de Potter trascendió a la realidad. 

Los jóvenes que se sentía identificados con Harry Potter pudieron hacer una comparación entre las injusticias que tenían que afrontar los ‘sangre sucia’, similar a la que soportan los inmigrantes y gays. 

De acuerdo a la investigación liderada por Loris Vezzali en la Universidad de Modena y Reggio Emilia, esto sugiere que “leer las novelas pueden ayudar a reducir los prejuicios a ciertos grupos”. 

Los jóvenes compararon la actitud de Voldemort como la de ciertos líderes o grupos “radicales” como fue el nazismo. Además, Harry y sus amigos interactúan con diversas especies “sub-humanas” como son los elfos y duendes, que se quejan regularmente de ser subordinados a los “magos”. De acuerdo a los hallazgos del estudio, estos grupos son comparados con los negros en Sudáfrica del apartheid. 

Los investigadores encontraron que aquellos que habían leído varios de los libros también tenían una actitud más positiva hacia las personas homosexuales, pero, de nuevo, sólo si sentían una conexión personal con el personaje del título.

Si bien para los adultos este tipo de comparación puede resultar obvia, para los niños no resulta tan sencillo. Y como lo describe el Pacific Standard, “quizás los argumentos para la apertura de espíritu se transmiten con mayor eficacia debajo de una capa de invisibilidad”.

Fuente:

Publímetro

0 comentarios:

Find us on Facebook

Visitas:

Google+ Followers